Herramientas para revisar un carro usado

Nov 9, 2016 8:00:00 AM8:00 carros
Comparte en tus redes    
Antes de decidirte por una troca, si quieres detectar posibles problemas y evitarte desembolsos extras, acude al lote con las herramientas necesarias para inspeccionar tu futuro carro.

Al momento de hacer la inspección del carro usado que te late comprar, presta atención a dos cosas básicas: 

  • Signos de problemas. Si encuentras cualquier evidencia de un problema importante en el carro, no pierdas más tiempo, pasa al siguiente carro. Algunos de los principales problemas que puedes encontrar incluyen daños por óxido, ruidos en el motor, daños en la transmisión, por inundaciones.
  • Los pequeños problemas se pueden corregir fácilmente, incluidos los neumáticos desgastados, problemas menores en la suspensión o en los frenos, así como defectos de apariencia menores, como abolladuras, arañazos, etc.

 Ahora sí compa, cuando acudas a tu cita con el vendedor, recuerda llevar contigo las siguientes herramientas para revisar un carro usado:

1. Algo donde anotar.

Sin duda tu memoria es excelente primo, pero por si las moscas lleva algo para tomar notas, así tendrás forma de comprobar al vendedor todo lo que encontraste en los diferentes carros que revisaste.

2. Un imán.

Si tienes un pequeño imán, llévalo pariente, te será útil en la detección de manchas de corrosión reparadas. Cuando encuentres una abolladura, es probable que haya sido parchada con masilla, coloca el imán sobre ella y si no se pega a la zona, puedes asegurar que utilizaron masilla.

3. Una linterna.

Ahora tu smartphone con cámara y una linterna incorporada pueden servirte al igual que una linterna para encontrar defectos en la apariencia de tu troca, algunos de menor importancia como rasguños ligeros que no deben preocuparte compa, pero asústate si encuentras óxido. Checa la pintura del cuerpo exterior, en los huecos de las ruedas, y las partes inferiores de las puertas. Extiende una vieja manta en el suelo y mira debajo del motor con la ayuda de la linterna. Abusado compa si ves manchas de aceite, residuos de fluidos verdes o rojos en el motor, no es una buena señal.

4. Un trapo, servilleta de papel o paño limpio.

Para que compruebes el estado del aceite del motor necesitas un trapo, paño limpio o una servilleta de papel. No necesitas ser experto, en el manual del propietario dice dónde tienes que comprobar los niveles de los líquidos. Al checar el aceite del motor, limpia con tu trapo la varilla para comprobar su nivel y que el color sea marrón oscuro o negro, pero no arenoso. Si el aceite es de color miel, lo cambiaron recientemente. Si la varilla tiene gotas de agua sobre el aceite, por ejemplo, puede indicar problemas.

5. Un iPod o CD.

Una troca no está completa si no tiene un buen sistema de audio, ya sea que necesites un CD o iPod para comprobar si el reproductor funciona.

6. Silla para morros.

Pariente, todos deben ir cómodos en tu nave, hasta los más morritos. Por eso, lleva un asiento para niños para que compruebes si se ajusta fácilmente.

Ahora que si tienes un primo que le sepa a cuestiones de autos te puede echar la mano y acompañarte para hacer más rápida tu inspección. En Don Carro estamos para ayudarte a que tengas ese carro o troca para la chamba o para llevar a la familia de paseo. 

Fuente: smarins.com, consumerreports.org

Checklist carro usado